The Boys In The Band: Un gran guion…. Para teatro

el

El año pasado uno de los hits de Boradway fue la obra The Boys in the Band, tal fue el éxito que Netflix rápidamente pidió una película. Bajo la producción de Ryan Murphy y reclutando al 90% del elenco original de la obra, adaptaron. La película no es del todo buena pero tiene algo que se debe aplaudir y eso es el guion. En una tarde de fiesta donde un grupo de amigos homosexuales se juntan para celebrar el cumpleaños de uno de ellos, todo cambia repentinamente cuando son interrumpidos por un hombre heterosexual del pasado. Rápidamente esta historia, que empieza como algo sencillo se va volviendo una fuerte discusión entre aceptación y problemas de pareja. Una dura lección sobre lo que era ser un homosexual a finales de los 60’s, los diálogos y giros que da constantemente es lo que nos mantiene pegados a la pantalla pues pocas veces he visto algo tan bien escrito al grado de manipular tu cerebro para distraerte de lo que realmente va a pasar.

El final es impresionante y merece todos los aplausos pero desgraciadamente esto solo funciona de manera correcta en un escenario y no tanto en una película. En la industria existen guiones que dan mucho de sí y que al llegar al cine son impresionantes pero otros nacieron para ser representados en un solo lugar. The Boys In the Band es exactamente eso; una lucha de grandes actuaciones que deben ser entregadas en teatro, ya que la exageración o el drama necesario para hacer que todo esto funcione no se presta para una película donde pasaremos dos horas en un departamento viendo como un grupo de hombres debate y pelea sobre la vida y el amor, por ende la cinta se torna aburrida he incluso se siente como si ciertos personajes debieran ser eliminados.

Por otro lado tenemos las actuaciones. Algo que me sorprendió es que todo el elenco tiene experiencia en cine y televisión y en lugar de adaptar sus personajes deciden entregar sus líneas de la misma manera que lo hacían durante su temporada en Broadway. Esto provoca que en más de una ocasión se sientan muy exageradas o falsas matando un poco toda la fuerza que deberían tener. Es muy complicado que un actor de teatro logre trabajar de la misma manera en cine, por lo que usualmente tenemos que hacer todo un recasting y eso se requería en esta película nuevos actores que entregaran una interpretación más adecuada para este formato. The Boys in The Band es una de esas películas que debemos ver aunque sea una vez pues tiene un duro mensaje pero no llego a donde debería haber llegado.

7/10

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s