Eurovision Song Contest: The Story of Fire Saga

Will Ferrell es uno de esos comediantes que cuando quiere puede hacer grandes cosas pero de la mayoría de las veces solo es él gritando tonterías.

Últimamente ha tenido tan malas películas que cuando se anunció esta, la verdad no llamaba la atención y seré brutalmente honesto “Eurovision…” no es una película que te doble de risa, constantemente estás riendo entre dientes porque muchos diálogos y escenas son tan tontas que la risa te sale más como reflejo.

Pero tampoco puedo decir que la película es horrible…

Tal vez sea la cuarentena o el cansancio pero Eurovision tiene ese grado de “tan mala que es buena” metido en su ADN y Will aquí es más como sus personajes en Stepbrothers o Daddy’s Home.

La historia se centra en dos buenos amigos, Lars y Sigrit, que crecieron en Islandia enamorados del Festival Eurovisión (si no saben que es eso, pregunten a sus abuelos o tíos de más de 50 años y les dirán toooooodo), y sueñan con crecer y ganar ese concurso. Por supuesto han pasado décadas y no lo logran hasta que por obligación, su banda (Fire Saga) es admitida en el concurso de clasificación y logran quedar como representantes de Islandia cuando el barco en el que TODOS los otros cantantes están celebrando, explota.

Si Will Ferrell es tolerable en esta película como el hombre obsesionado con ganar, su compañera interpretada por Rachel McAdams es el corazón de la película.

Lo primero que ocurre cuando vez a McAdams es preguntarte que diablos le sucedió a su carrera que ahora está haciendo una película con Will Ferrell, pobrecita ¡y es exactamente lo que quieren que pienses!

Sigrit tiene un enorme talento, muuuucho más que Lars, y es obvio que está locamente enamorada de él porque él cree en ella, pero también es obvio que ambos están atorados en un círculo vicioso del cual ninguno quiere salir. Ese es el propósito de ver a Rachel McAdams en esta película, el que pases mucho tiempo diciendo que es demasiada mujer para Lars y, sorprendentemente, es un gran punto para la película.

También cuenta el que Will Ferrell haya escrito el guión inspirado por el amor que su esposa y su familia tienen por el festival, que en décadas recientes ya solo le interesa a muy pocas personas pero en su momento grandes artistas famosos salieron de ahí ¡ABBA salió de ahí!

Todo lo hace una burla con mucho respeto y cariño y quien no ame las canciones es porque de verdad no sabe reír!!

Eurovision te habla de las cosas que en verdad son importantes, de como los sueños evolucionan y como hay que reírse de la vida. Emula demasiado a películas como Spinal Tap, A Mighty Wind (incluso puedo asegurar que es el primo escandinavo de esta película) y a esa comedia que se escribe boba pero se actúa con seriedad como Leslie Nielsen en Airplane, The Rocky Horror Picture Show o Raul Julia en Street Fighter.

¿Será un clásico? El tiempo lo dirá pero si la veo volviéndose de culto para algunas personas

¿Vale la pena que la veas? Si no tienes nada que hacer y quieres ver algo que te obligue a apagar el cerebro, es lo que hay.

8/10

I’m Out!!!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s