Mr. Monkey ama “La Teoría De Todo”

theory_of_everything_Poster

Para un actor, cualquier rol es difícil, existe un grado de estudio que lleva al actor a entender quien es ese personaje y como debe interpretarlo, muchos han comentado que ese grado aumenta cuando se trata de interpretar a un personaje basado en una persona real pues viva o muerta existe una referencia a su forma de pensar, reaccionar, hablar y moverse por lo que si se realiza un mal trabajo la actuación se transforma en una parodia. En el caso de “The Theory of Everything” el grado de dificultad es aun mayor pues no solo está basada en la vida de Stephen y Jane Hawking también se trata de una de las personalidades más reconocidas a nivel mundial como un genio y por si se necesitaba mayor presión, el papel requiere que por casi dos tercios de la película el actor permanezca en una silla de ruedas sin poder moverse ni hablar.

Esto podría resultar no solo peligroso para cualquier actor, pero la película podría caer si se enfoca en un fragmento de la vida de tan importante hombre o si intenta enaltecerlo a un nivel místico poco creíble, cosa que por suerte no sucede en esta grandiosa historia de “amor en tiempos de ciencia” basada en la biografía de Jane Hawking “Travelling to Infinity: My Life with Stephen” .

Aun cuando la dirección y fotografía puedan parecer ordinarias, el director James Marsh intenta transmitir los vívidos colores de los 60’s y mantenerlos por toda la duración de la película aludiendo a que aun detrás de todo el dolor y sufrimiento que nuestros protagonistas experimentan hay un poco de alegría y amor que es finalmente el tema muy bien logrado de esta película sin irse por la pretenciosa noción de que el amor es una medida cuantitativa como otra cierta película (ejem… Interstellar….ejem) pretende hacernos creer.

Como mencioné, el actor que tenga la responsabilidad de llevar a la pantalla grande al Profesor Hawking tiene que ser alguien bastante impresionante y ese alguien responde al nombre de Eddie Redmayne a quien probablemente recuerden como Marius en Los Miserables hace un par de años; Este hombre es una verdadera revelación este año pues nos lleva de la mano por los años que la mayoría desconocía sobre Stephen Hawking haciendo un humano común, inteligente más allá de toda creencia pero para quienes lo hemos visto como el genio encarcelado en una terrible enfermedad nos resulta maravilloso ver que este es también solo un hombre con ganas de enamorarse, amante de su familia pero al mismo tiempo tratando de crear su camino en una universidad donde se aplaude al diferente a pesar de las arcaicas tradiciones que la sostienen y son estos primeros momentos los que hacen que nos duela ver a semejante hombre sucumbir ante una enfermedad que de no ser por los avances tecnológicos tal vez hubiera quedado en silencio por siempre y ahí es donde reside la maravillosa actuación de Redmayne.

Pero este no es un show de un solo actor, las muy merecidas palmas también se deben a la joven y hermosa Felicity Jones quien como Jane Hawking nos demuestra lo que significa amar a alguien sin importar lo que venga, Felicity nos entrega a un personaje fuerte, más fuerte incluso que el hombre al que ama pues mientras el tiene miedo, ella se demuestra fuerte y capaz de sobrellevar lo que la vida le traerá pero también, como es de esperarse de cualquier humano, un poco de miedo y eso la hace adorable y admirable.

Lo que el guión escrito por Anthony McCarten nos transmite es como ambos personajes tienen sus propios logros, mientras uno es el cerebro que cambiará la ciencia como la conocemos, la otra es el corazón y se convierte en la mejor historia de amor de este año porque aun cuando quisiéramos odiar al hombre o la mujer en esta larga relación por lo que el paso de los años les lleva a hacer, la verdad es que no podemos más que entender porque lo hacen y aunque les duela (y nos duela bastante) es el curso normal de la vida.

Esta película se esperaba grandiosa y resultó ser aun más de lo esperado, una mirada a una vida que en realidad resulta más maravillosa de lo que ya sabíamos que era y un par de actuaciones que dan gusto ver de dos que seguramente serán lo que los americanos llaman “The Talk of the town” a partir del 11 de diciembre cuando la temporada de premiaciones comience con las nominaciones al Globo de Oro.

Simplemente imperdonable perderse esta película y tiene ya su lugar asegurado en las listas de lo mejor del año y en las colecciones de todos los que amamos el séptimo arte.

10/10

I’m Out!!!!!!!!

Un pensamiento en “Mr. Monkey ama “La Teoría De Todo”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s